Dónde hacer tu huerta de aromáticas

 

Ya tomamos la primera decisión para comenzar a desarrollar nuestra huerta urbana de aromáticas para consumo   familiar, en nuestra propia casa. Excelente!! Ahora, empecemos por el principio: el lugar adecuado.

Antes de poner manos a la obra (y en la tierra) es necesario definir algunas cuestiones que nos permitirán planificar y organizar tareas en nuestra huerta doméstica. No importa cuán pequeña o grande sea nuestra huerta ni cuánta diversidad botánica albergará: lo importante es saber qué hacer, cómo hacerlo, en qué momento y con qué recursos contamos.

No será lo mismo acompañar el crecimiento de nuestras plantas si éstas se encuentran en contenedores en un patio o balcón a pleno sol, o si están en macetitas, en la mesa de la cocina, con escasa luz. Todas las plantas, tanto en interior como en exterior, necesitarán nuestra atención para controlar que tengan agua, buen drenaje, un sustrato adecuado y espacio para que se desarrollen de forma saludable, sin invadir ni ahogar a sus vecinas.

Para comenzar, te propongo pensar los espacios de la casa en donde se podrían ubicar macetas o recipientes para albergar estas plantas. Si se trata de un lugar abierto, necesitamos saber cuántas horas de sol directo o media sombra tendrán disponibles nuestras plantas. Asimismo, si tienen reparo ante lluvias o vientos fuertes, o si cae el agua de una canaleta sobre ellas (esto provocará el “lavado” del sustrato, muy perjudicial, entre otras cosas).

Si, por el contrario, estarán en un lugar reparado, como un lavadero o patio techado, amerita saber si tienen luz natural, o a qué sectores habrá que trasladar las plantas para que reciban ese baño de sol, indispensable para que puedan realizar el proceso de fotosíntesis y sintetizar su alimento. Si estamos ante esta situación, es fundamental considerar el uso de recipientes o macetas livianas y de un tamaño que nos resulte cómodo para trasladar fácilmente.

Un tema importantísimo a tener en cuenta es el hecho de que todas las plantas (absolutamente todas) tienen compuestos tóxicos en mayor o menor medida. Es por ello que tenemos que tomar recaudos ante la presencia de niños pequeños o de mascotas. Los primeros tienen por costumbre llevarse a la boca los objetos que encuentran con el fin de descubrir texturas y sabores. Los segundos –cachorros especialmente- suelen ir a comer partes de las plantas, o gustan –como los gatos- de “refregarse” en ellas por los aromas que despiden. Estos hábitos pueden causar intoxicaciones por ingesta o dermatitis por contacto.

Ante esta situación de emergencia, es necesario contactar al pediatra y/o al veterinario de confianza a la mayor brevedad. Si ellos sugieren el traslado del/los paciente/s al consultorio, es conveniente llevar una muestra de la planta que ocasionó la intoxicación. ¡A no asustarse! es necesario tomar recaudos, organizarnos y saber cómo proceder ante situaciones que podrían llegar a presentarse. La huerta nos depara experiencias hermosas, desde ver cómo germinan nuestras semillas hasta disfrutar de los aromas con los que nos deleitarán las preparaciones que elaboremos. El próximo paso será definir los recipientes que utilizaremos para sembrar y plantar nuestras aromáticas.

Nos vemos pronto!!

 

Andrea Fernandez Bernardi

Andrea Fernandez Bernardi

Es promotora del Plan Prohuerta-INTA y profesional de la gastronomía. El amor por las plantas y la cocina, y el contacto y el respeto por la naturaleza en todas sus formas, los recibió de dos grandes mujeres: su abuela y su mamá respectivamente. La curiosidad y avidez de conocimientos guiaron a la buena lectura, a los idiomas y al arte. Todo esto confluyó en su vocación emprendedora. Hoy va por la vida compartiendo lo que aprendió y abriendo puertas al conocimiento y la formación. Ha recibido reconocimientos institucionales, por su desempeño y labor, que renuevan su compromiso y convicción por la cocina saludable y la divulgación de hábitos ecosustentables.
Andrea Fernandez Bernardi

Latest posts by Andrea Fernandez Bernardi

Sin comentarios aún ¡se el primero!

Los comentarios se encuentran cerrados