Tratamiento facial completo, natural y casero

Estos cuatro simples pasos son un tratamiento completo para la piel del rostro, sin los costosos procedimientos ni químicos artificiales de los faciales fuera de casa. La belleza natural para tu piel se esconde en estos secretos naturales.

1.  Exfoliar

El bicarbonato de sodio es un maravilloso aliado para la exfoliación. Agregando una pequeña cantidad de leche o agua a una cucharada de bicarbonato de sodio se puede hacer una pasta. Luego, usando los dedos, masajear todo el rostro durante un par de minutos, en un movimiento circular. Un súper fácil dermoabrasión casera! Existen muchas otras alternativas similares, por ejemplo con azúcar como elemento exfoliante.

2.  Vapor

Quizás parezca complejo aplicar vapor en el rostro, pero no hay nada más fácil. Simplemente mojar un paño con agua caliente, escurrir el exceso de agua y aplicar en la cara (cuidando que esté tibio, y no a una temperatura demasiado elevada). Repetir una o dos veces.

3.  Máscara

Una forma poderosa de conseguir humectación extra en tu piel es una máscara de yogur griego agregando tan sólo miel y un poco de jugo de limón. Aplicar durante diez a quince minutos y retirar con agua tibia.

4.  Hidratar

El aceite de coco tiene propiedades fabulosas para la piel. Frotando un poco de este producto (virgen y apto para uso cosmético) por toda la cara y el cuello, estaremos completando nuestro tratamiento facial con la hidratación ideal.

 

Green Vivant

Green Vivant

Donde quiera que te encuentres Green Vivant puede ayudarte a tomar el primer paso hacia una vida más natural, saludable y consciente.
Green Vivant
Sin comentarios aún ¡se el primero!

Los comentarios se encuentran cerrados