Dos posturas de Yoga que todos debemos hacer

Estas dos posturas de yoga son aptas para todos los niveles, y muy efectivas para aliviar pequeños dolores de panza, de cabeza y de espalda. Si tenés pocos minutos para dedicarle a la práctica, estas asanas son ideales, seas principiante o un practicante fiel!

Balasana o postura del niño:

Una postura para descansar y proyectar todo el peso de la cabeza sobre la frente. Ayuda mucho cuando se padecen migrañas o dolores de abdomen por mala o lenta digestión. La suave presión de las piernas sobre el abdomen ayuda a mejorar la digestión y calmar dolores menstruales en el caso de las mujeres. Sentarse de rodillas con los glúteos apoyados en los talones, separar ligeramente las rodillas y plegarse hacia adelante con una exhalación.

 

Postura del gato contento, gato enojado o Marjaryasana:

Para estirar la columna, esta postura es la mejor opción. También como precalentamiento o bien al comenzar el día!

Colocarse de rodillas, con las manos a la altura de los hombros y con la espalda recta. Luego al inhalar abrir el pecho, mirar hacía arriba y curvar la espalda, al exhalar hacer lo contrario; empujar con toda la espalda hacia el techo o el cielo, meter el mentón y el sacro hacia adentro.

Repetir este ejercicio tantas veces como quieras es espectacular para mejorar la flexibilidad de la columna, además es súper simple! Luego podes realizar una torsión suave desde la primera postura de inicio con la espalda recta, exhalar y llevar un brazo estirado por debajo, mantener la postura respirando profundo mínimo un minuto y luego cambiar de lado.

Podés entrar a mi cuenta de instagram y chequear el ejercicio con un pequeño video.

Flexibilizar la columna es una de las tareas diarias mas importantes! Inhalando profundo abris pecho, miras hacia arriba curvando tu columna. Al exhalar haces los contrario; metes el mentón y la cadera empujando con toda tu espalda hacia arriba, hacia el cielo. Repetí el ejercicio la cantidad de veces que sientas. Luego al final del video podes ver un ejemplo de una suave torsión: pasar un brazo por debajo con una exhalación, mantenes un minuto y cambias de lado. Realmente se siente un cambio y les comento que esta postura es apta para todos, pueden practicarla los principiantes o bien si no tenés mucho tiempo sirve también para comenzar tu día! #namaste #catpose #catposes #inhale #exhale #manduka #yoga #flexibility #yogigirls #yogogirls #yogachangeslives #buenosairesyoga

A post shared by Selva Mariana Alegre (@alegreselva) on

Aunque no practiquen Yoga habitualmente, éstas son dos posturas muy simples, para pequeñas dolencias o para animarse a sentir la experiencia mimando la columna. Si tenés un poquito más de tiempo, es aconsejable empezar por algunos saludos al sol y luego realizar estas dos posturas.

Hasta la próxima semana!

Mariana

 

Mariana Alegre

Profesora de Ashtanga Yoga, escritora, blogger y fan de Bruce Lee. Amante de los viajes Yogis y del te chai. Enseña el Yoga con pasión y organiza viajes a India todos los años promoviendo su cultura y cultivando mas conocimiento Yógico.
Sin comentarios aún ¡se el primero!

Los comentarios se encuentran cerrados