Un superhéroe saludable: el súper orgánico

Biomarket es la propuesta orgánica y saludable que estabas esperando. Descubrí de qué se trata.

Biomarket es un emprendimiento chiche bombón para todos los amantes de la vida saludable: con todo lo bueno de un supermercado tradicional y nada de sus agroquímicos ni conservantes, en sus góndolas se encuentran todos los rubros de productos dedicados a la vida doméstica sin dejar afuera a nadie por su estilo o sus elecciones alimentarias. Así, son bienvenidos los veganos con infinidad de opciones aptas para ellos, desde los cosméticos sin ingredientes de origen animal hasta los quesos y cremas no lácteos (de cajú, de coco, de almendras…). Pero también bienvenidos son los omnívoros con suculentas hamburguesas de búfalo o manteca de producción biodinámica. Y también los que siguen otras corrientes como la “fit” o la “raw”(crudívora): hay algo de cada color, para cada persona. Lo cual hace del paseo de compras algo de lo más instructivo y entretenido, pero no del mismo modo que en un súper clásico o en un shopping. ¿Por qué? Porque no todo está orientado a hacernos consumir más y saber menos. Muy por el contrario, cada etiqueta nos pone al tanto de lo que seleccionamos, y cómo fue seleccionado antes para llegar allí. Nos informa claramente y nos pone a la vista todo lo que necesitamos aprender como consumidores conscientes. Por todo esto entrevistamos a Santiago Blanco y Julián La Rocca, los creadores de Biomarket, y te los presentamos a continuación.

¿Cómo surgió la idea de BM?

Hace unos años comenzamos a investigar el vínculo entre salud y alimentación. Nosotros ya creíamos tener hábitos saludables: no solíamos comer hamburguesas o salchichas industriales, tampoco consumíamos gaseosas o jugos ni galletitas dulces empaquetadas como las que venden en las cadenas de supermercados. Sin embargo, desconocíamos que los productos que sí consumíamos y considerábamos sanos habían dejado de serlo. Porque contienen conservantes, azúcares, pesticidas, hormonas, antibióticos, parabenos…

En definitiva las formas actuales de producción de vegetales, frutas, carnes y cosmética crean diversos riesgos a la salud. A raíz de esta cuestión comenzamos, aún como consumidores, a seleccionar con mayor cuidado nuestra canasta de alimentos. Nos dimos cuenta de que teníamos que disponer de una enormidad de tiempo para informarnos y luego conseguir los productos que necesitábamos. Nuestras compras se fragmentaban: dos o tres productos en una dietética, otros en el barrio chino o en una feria itinerante, otros los encargábamos por internet y era muy complicado pautar la entrega en casa, o íbamos a buscar bolsones de vegetales y frutas que muchas veces eran desparejos en términos de calidad. Además, recibir tanta cantidad te obliga a disponer de mucho tiempo para cocinar y mucho espacio para conservar.

Finalmente, comer orgánico y saludable se volvía un poco incompatible con la vida cotidiana, nos sentíamos como en una carrera de obstáculos. Y ni aun así conseguíamos todos los productos que necesitábamos. Entonces surgió la idea de Biomarket: como respuesta para nuestra propia necesidad de conseguir alimentos seguros, orgánicos y saludables.

– ¿Y qué es Biomarket?

Una propuesta destinada a mejorar la calidad de vida de las familias. Con compromiso y mucha seriedad gestionamos el vínculo con los mejores productores responsables dispersos y unificamos en un mismo lugar una oferta variada, confiable, con certificaciones y muy rica: frutas, verduras, diversas carnes bien criadas (pollo, vaca, búfalo), leches, quesos, yogures, aceites, infusiones, vinos, jugos de frutas, cereales, legumbres, semillas, comidas preparadas, helados, etc. Y también productos de cosmética como champús, acondicionadores, jabones, talcos, pastas dentales, ungüentos medicinales, aceites esenciales y vehiculares, perfumes, cremas y lociones nutritivas e hidratantes, cremas de limpieza y cuidado de la piel, entre otras.

La otra cuestión que define Biomarket es la posibilidad de satisfacer las diversas culturas y sabidurías alimentarias que conviven en la ciudad: veganas, crudiveganas (raw-food), sin gluten, por nombrar algunas. Y por supuesto también son bienvenidos los omnívoros que desean comer de todo pero más saludable y con certificación orgánica. Por este motivo trabajamos con un sistema clasificador que permite identificar rápidamente qué alimentos y productos cumplen con las características de cada una de estas prácticas alimentarias.

¿Por qué es un “supermercado”?  Qué rubros abarca y qué los diferencia de un almacén o tienda naturista?

Biomarket es un supermercado porque reúne en un solo lugar una gran variedad de productos orgánicos y naturales en una oferta variada, confiable, con certificaciones: todas nuestras frutas y verduras son orgánicas certificadas. Y además tratamos de sumar nuevas alternativas como la carambola o el ojo de dragón, aromáticas desconocidas o flores comestibles. Una variedad de cortes de carne de primera calidad, que hasta hace muy poco se exportaba casi en su totalidad y ahora se comercializa en Biomarket. Tenemos cortes de vacas pastoriles y certificados. Unos pollos espléndidos, mucho más sabrosos y con la garantía de COECO, un emprendimiento que ya es reconocido. La novedad es también la carne de búfalo, que tiene un contenido graso mucho menor al de la vaca y gran sabor. Las hamburguesas de búfalo son favoritas de muchos clientes.

Los lácteos de cabra son elaborados en la comarca biodinámica Tres Tejas y los productos de La Choza, otro emprendimiento comprometido y confiable que tiene exquisitos lácteos de vaca. También ofrecemos “lácteos veganos”: yogurt elaborado con leche de coco y frutas, muy buenos helados y otros postres para veganos y celíacos.

Una importante variedad de almacén (aceites orgánicos, legumbres y semillas, infusiones, dulces de frutas y conservas, galletitas y panes integrales), riquísimos jugos elaborados con frutas orgánicas y un fuerte de la casa: variedad y calidad de vinos orgánicos certificados. También algunas comidas elaboradas: yogures con frutas y granolas, ensalada de frutas y una variedad de ensaladas. Muy pronto tendremos también sándwiches. Nuestra idea es que Biomarket consolide la elaboración de este tipo de comidas que son muy requeridas por quienes trabajan y por quienes viven en la zona, y no tienen ninguna otra alternativa orgánica en el barrio.

Otro de nuestros rubros más preciados es la cosmética. No sólo contamos con aquellas marcas ya consolidadas como Weleda o Boti-K (Puro). También tenemos pequeños artesanos y artesanas de la cosmética, varios concentradas en la zona de traslasierra cordobesa, que producen shampoos, acondicionadores, jabones, talcos, pastas dentales, ungüentos medicinales, aceites esenciales y vehiculares, perfumes, cremas y lociones nutritivas e hidratantes, cremas de limpieza y cuidado de la piel, entre otros productos. Que son de muy buena calidad y también muy bellos. Notamos que seducen mucho también como regalos.

Adicionalmente, tomamos la decisión de incorporar una selección de productos amigables con el medio ambiente, como textiles orgánicos, productos de limpieza ecológicos e insumos orgánicos para huertas.

Esta variedad de rubros en solo lugar hace de Biomarket algo cercano a un supermercado. Pero tenemos que admitir que Biomarket es también una suerte de “anti-supermercado”. ¿En qué sentido?  Las grandes cadenas de supermercados tienen una sobreoferta de productos nocivos, venden una infinidad de sustancias comestibles parecidas a la comida pero que no son comida (esto lo investiga Michael Pollan en el libro Un detective en el supermercado); lugares en los que prevalece una lógica de sobreconsumo y publicidades engañosas que obstaculizan la elección consciente de buenos alimentos.

Por el contrario, la apuesta en Biomarket fue crear un lugar de atmósfera relajada, que no te obligue a realizar recorridos con afán de hacerte consumir lo que no hubieses elegido, un espacio honesto y confiable para las personas que desean alimentarse de otro modo.

¿Por qué es mejor consumir productos orgánicos?

Nos gusta la definición del Movimiento Argentino para la producción Orgánica (MAPO): porque mantienen sus propiedades naturales, vitaminas, minerales, azúcares y proteínas sin contaminantes ni conservantes, mejorando sus propiedades nutritivas y realzando el aroma, sabor y color de los alimentos.

También porque se producen en armonía con la naturaleza, conservando la biodiversidad y los recursos naturales esenciales: el suelo, el agua y el aire, sin contaminarlos, generando una solución vital a los problemas ecológicos.

Porque la producción orgánica es sostenible, ya que puede mantenerse por sí misma, sin merma de los recursos que utiliza, por el contrario, los mejora y aumenta.

Finalmente, porque los productores orgánicos responsables trabajan pensando en las generaciones presentes y futuras, en su salud y la de sus hijos buscando del otro lado consumidores responsables que alienten y valoren este tipo de producción y la promuevan.

¿Cómo es el público que los elige? Es el que esperaban, o difiere de sus expectativas, y en qué?

Perfiles heterogéneos con los cuales construimos una interesante retroalimentación: madres y padres preocupados por crear nuevos y buenos hábitos alimentarios a sus hijos o toda la familia, o quienes se sumaron a la “onda fit” y se preocupan por ingerir proteínas de alta calidad. Quienes tienen problemas de salud específicos como la celiaquía. Y finalmente los “Green Vivant” y los “Bon Vivant saludables”, interesados en el disfrute de la comida, quizás los más grandes de edad en recuperar calidad de sabores, aromas y colores además de cuidar su salud. Y es recurrente el comentario en este sentido: “me hizo acordar a los sabores auténticos de mi infancia”.

En general es un público informado, que valora la calidad de los productos y la transparencia en la información. Y es muy llamativo cómo regresan y se transforman en clientes habituales de Biomarket.

Biomarket hace mucho hincapié en la consciencia del consumidor y su buena información para elegir. ¿Cómo se refleja eso en el supermercado?

Cuando uno ingresa a un supermercado tradicional está expuesto a una gran cantidad de estímulos: carteles, cabeceras de góndolas, promotores, supuestas ofertas, etc. Toda esa disposición de recursos está orientada a incentivar la compra creando la fantasía de que elegimos qué comprar. Sin embargo, cuando observamos la letra chica de las etiquetas descubrimos que un puñado de ingredientes estrella de la industria alimentaria estará presente en cualquier alimento que compres: lecitina de soja transgénica, jarabe de maíz transgénico de alta fructuosa, Harinas ultrarefinadas, etc.

En Biomarket cuidamos mucho que la información importante, esto es cómo y con qué están elaborados los productos llegue a los consumidores de la manera más transparente posible. Es por ello que diseñamos un código de información que está presente en todas las góndolas. A través de este código informamos a los consumidores si el producto es orgánico certificado, elaborado bajo prácticas biodinámicas, apto para vegetarianos, apto para veganos, apto para crudo-veganos, libres de gluten, y kosher.

Nuestros clientes valoran mucho esta información, que evita estar revisando etiqueta por etiqueta las características de los productos.

¿Consideran que el consumo orgánico va a seguir creciendo en Argentina y en Hispanoamérica?

No tenemos duda que el consumo de productos continuará creciendo en todo el mundo. En particular, la Argentina tiene el desafío de romper con la paradoja de ocupar el segundo lugar del mundo en superficie orgánica certificada después de Australia y sin embargo consumir localmente apenas el 2% de lo que produce.

Con Biomarket intentamos liderar ese proceso de acercamiento de la producción orgánica local a los consumidores para que todos tengan acceso a una alimentación saludable y amistosa con el medioambiente.

 

Biomarket queda en Pueyrredón 2088, Recoleta, Buenos Aires Argentina.

Abre de luens a viernes de 9 a 21 y los sábados de 10 a 14 hs.

Más info: https://www.facebook.com/biomarket.green/

Natalia Kiako

Natalia Kiako

Fundadora at Kiako, the Cook
Autora del libro "Cómo Como": Un manual de autoayuda en la cocina saludable (Sudamericana) y del blog de recetas Kiako, the cook. Codirige Kiako-Anich (comunicación hecha con textura) y colabora periodísticamente en temas culturales y gastronómicos con medios como Revista Brando, GreenVivant y muchos otros. A la sazón es Licenciada en Letras, mamá de Julia, corredora bajo perfil y curiosa como un gato.
Natalia Kiako

Latest posts by Natalia Kiako

Sin comentarios aún ¡se el primero!

Deja una respuesta

Tu dirección de email no será publicacada.