No se preocupen, este post no tiene enormes listados de vitaminas, proteínas y componentes misteriosos; eso implicaría algún tipo de conocimiento de mi parte, y ¡pfff! quién tiene de ésos…

Se podría decir que en casa el gusto por cocinar es sólo mío, y que mi novio se concentra en “descocinar”, es decir, ingerir todos los platos terminados. Años y años de intentar que se entusiasme con cocinar algo y -si bien he tenido algunos éxitos aislados y efímeros- no puedo reportar mayores progresos. Esto es, hasta que comenzamos a cenar ensalada y licuados durante la semana, por puro fanatismo por las frutas.

De a poco se fue acercando cada vez más a la licuadora, con pasos cortitos y haciendo preguntas de por qué una y otra mezcla, mientras yo pretendía ignorarlo sin hacer movimientos repentinos para no espantarlo. Y así, ananá por acá, pregunta por allá, un día me di cuenta que habíamos hecho el gran cambiazo, y que él estaba a cargo de los licuados oficialmente. Gran paso para la humanidad.

Nos pusimos creativos, y estuvimos experimentando con combinaciones estrambóticas, hasta que hace una semana decidimos que íbamos a probar hacer licuados de colores diferentes, para ver cómo combinábamos las frutas. Pues aquí tienen el resultado de una semana de consumir cantidades industriales de frutas, y estamos muy contentos.

Siguiente misión: comprar moldes y ¡heladitos para todos!

ACLARACIÓN: Tenemos en casa como regla no agregar nada de azúcar, miel, yoghurt a los licuados, y de hecho ni agregamos más agua que por medio del hielo. Esto no quiere decir que ustedes no puedan… De hecho, un vaso de licuado de durazno con yoghurt me suena a excelente desayuno.

 

4 Recetas de Licuados vitamínicos

 

Licuado de naranja

· 2 tazas de papaya pelada y cubeteada

· 2 naranjas grandes, peladas, des-semilladas y en gajos

· 3 duraznos chicos, cubeteados – ni nos preocupamos por pelarlos

Licuado Verde

· 1 ciruela, cortada

· 1 banana chica en rodajas

· 1 durazno chico, cubeteado

· 2 kiwis pelados y en rodajas

· taza y media de espinaca fresca

· 1 manzana roja, des-semillada y cubeteada

Licuado Amarillo

· 2 tazas de ananá, pelada y cubeteada

· 2 tazas de melón rosado, pelado y cubeteado

· 1 mango mediano, pelado y sin carozo, cubeteado

Licuado Violeta

· granos de una granada licuados y colados previamente, antes de agregar con otras frutas

· 2 manzanas rojas chicas, cubeteadas

· 2 ciruelas moradas, cubeteadas

· 1 kiwi verde, pelado y en rodajas

«Para cualquiera de los licuados vitamínicos, por supuesto, simplemente hay que meter todo en la licuadora o usar la minipimer y… licuar! Buen provecho.»

Cecilia no vive de ensalada

Cecilia no vive de ensalada

Soy vegetariana hace 15 años, cocinera entusiasta y tuve la suerte de viajar bastante en los últimos tiempos, lo que me sirvió para ampliar el paladar y el repertorio de obsesiones culinarias. En mis recetas busco experimentar, recrear platos de otros lugares y sobre todo mostrar que la cocina vegetariana puede ser riquísima y divertida. Sí, divertida. Si no me creen, consulten con los carnívoros y veggies que se cuelan para comer en casa.
Cecilia no vive de ensalada

Latest posts by Cecilia no vive de ensalada