Compartir

Aprendé las diferencias, beneficios y propiedades de cada uno y prepárate para un verano lleno de color y sabor en tu vaso.

Hay una diferencia importante entre hacer jugos y hacer licuados. Los licuados (Smoothies, Batidos, Shakes) se hacen en licuadoras, cuanto más potentes, mejor. Hay tres marcas que son las líderes en el Mercado de licuadoras potentes: Vitamix (Fabricantes alemanes radicados en Estados Unidos, con más de 70 años de experiencia), Blendtec y Thermomix. Hay otras licuadoras que son imitaciones de éstas, pero no son recomendables en absoluto, ya que son parecidas sólo en la estética. La potencia es mucho menor y los materiales son de pésima calidad.

 

La característica de los licuados es que el resultado final nos dará una bebida con el contenido total de fibra. A diferencia de los jugos, que no aportan fibra. Y esto, ¿es bueno o malo? ¿Es mejor o peor? ¿La fibra es buena o mala? Todo depende de lo que estemos buscando. La mejor manera de incorporar los nutrientes de una naranja, por ejemplo, es comerla entera, pelada por supuesto, pero con la fibra y masticándola: sola, sin mezclarla con otro alimento. De esta forma, los azúcares se irán desprendiendo paulatinamente de la fibra, e irán incorporándose lentamente al torrente sanguíneo. ¿Y si tomamos un jugo exprimido? Al no tener la fibra, los azúcares se incorporarán rápidamente al torrente sanguíneo.

 

Entonces lo que vale tener en cuenta es qué tipos de frutas y verduras elegiremos para extraer el jugo, y cómo nos conviene combinarlos. Las frutas dulces no se combinan con las ácidas, como por ejemplo bananas con naranjas: sería una bomba. Lo ideal es hacer monodieta, que significa comer frutas sin combinarlas. Asimismo, es preferible no combinar frutas y vegetales. Aunque ahora está poniéndose de moda preparar licuados de hojas verdes con frutas, como por ejemplo Kale, Espinacas y Perejil, con Mango o Banana.
Si estamos buscando una desintoxicación mediante los jugos, estamos por el buen camino. Solo tenemos que tener cuidado en la calidad de nutrientes y en la combinación. Ante la duda, siempre es beneficioso un jugo verde (Espinaca, Kale, Diente de león, Ortiga, limón, jengibre, espirulina y stevia). O sólo de zanahorias con jengibre (pero a no excederse, ya que la zanahoria tiene exceso de almidón, que produce piedras en la vesícula y también contiene azúcares difíciles de digerir).

 

Si estamos buscando algo más contundente y nutritivo, vayamos por un licuado; y si le agregamos superlimentos, mejor. ¿Cuáles? Cacao, maca, espirulina, harina de coca, goji berries, chlorella, camu-camu, algarroba blanca. Los licuados de leche de almendras con super alimentos son los más recomendables cuando estamos buscando nutrición, proteína, saciedad, potencia. Podrían ser, prácticamente, una comida completa.

 

Hablando de frutas, no puedo dejar de hacer hincapié en la necesidad diaria de incorporar vitamina “C”. No nos olvidemos, todos los días que podamos: kiwi, cítricos, camu-camu, goji berries, etc.

 

Con las altas temperaturas este despliegue de jugos y licuados se vuelve una excelente opción. ¿Y para comer, qué elegimos durante los tiempos de máximo calor? Les recomiendo una gran ensalada de hojas verdes (Rúcula, Kale, Achicoria, Diente de león, etc.), palta, algas y otros vegetales de estación, y mejor aún si le aportan una buena cucharada de hummus de girasol. Así que acá está la receta de la semana!

 

Hummus de girasol:

 

Ingredientes:

• Semillas orgánicas de girasol, peladas y remojadas 8 horas, 2 tazas
• Agua potable, 1 taza
• Jugo de limón, ½ taza
• Aceite de oliva orgánico, 1/3 taza
• Sal rosada, 1 cucharadita (a gusto)
• Pimienta de cayena, ¼ de cucharadita
• Comino molido, 1 cucharadita
• Ajo (opcional) fresco (2 dientes) o en polvo (1/2 cucharadita)
• Perejil fresco picado, 1 taza

 

Procedimiento:

Licuar las semillas de girasol con el resto de los ingredientes menos el perejil, hasta que tenga una textura pureé cremoso. Ajustar el sabor con la sal, el limón y el oliva. Colocar en un bowl. Agregar el perejil picado, revolver con cuchara de madera. Se conserva en heladera de 3 a 5 días.

 

Que lo disfruten!

Diego Castro

Diego Castro

Propietario at Diego Castro Cocinero
Diego Castro se formó en Jubb’s Longevity de Nueva York, EEUU, con el título de Life Food Chef, en 2003. Abrió el restaurante vegetariano Verde Llama ese mismo año, donde difundió y preparó la cocina saludable y raw hasta el año 2009.
Sus experiencias en restaurants son numerosas. En Nueva York: Jubbs’ Longevity (2003), Rockin Raw (2009, 2010), Pure Food and Wine (2010), The Juice Press (2011), Feel Food (2012). En Hawaii: Rainbow Living Café. Participó también de varios Festivales en todo el mundo: Raw Spirit Festival, California (2009): 3er Encuentro Crudivoro, Cochabamba, Bolivia (2011); Arbol de la Vida, Peru (2011, 2013), Bogotá Wine and Food Festival (2013), Santiago, Chile (2012). Punta del Este, Uruguay (2004/2014).
En el ámbito de los talleres y eventos, entre otros, se presentó en October Gallery, Londres (2012, 2014), realizó una Gira Europea (2012, Ginebra, Londres, Berlin, Oslo), Ibiza (2014). Actualmente conduce un programa en la señal de TV por cable Utilisima, Tres minutos saludables con Diego.

Comentarios